Un concierto de 120.000 euros colapsó Torrejón en las Fiestas Populares

El PP reconoce haberse gastado más de 350.000 euros sólo en los conciertos

2
348

Van a ser sus últimas Fiestas al frente del Consistorio de Torrejón, y todo apuntaba a que el PP iba a tirar la casa por la ventana, a pesar de haber pedido cinco rescates al Ministerio de Hacienda, y tener una deuda viva de más de 140 millones de euros.

Y así ha sido: el alcalde de Torrejón reconoce haberse gastado más de 350.000 euros sólo en los conciertos del Recinto Ferial de las Fiestas, un coste al que habría que sumar los 240.000 de los toros, los casi cien mil de la pólvora, el coste de las actuaciones de la Plaza Mayor, los dos millones de iluminación, o los costes de seguridad y limpieza, para hacernos idea del verdadero coste de las Fiestas Populares de Torrejón.

Pero volviendo a los conciertos, es en esta partida en la que Ignacio Vázquez no ha escatimado el dinero de los torrejoneros, gastándose 120.000 euros en el concierto de Estopa, casi 80.000 euros en el de Antonio Orozco o más de 50.000 en el de Pastora Soler.

Con este precio el concierto de los Hermanos Muñoz se convierte en el más caro de todo el paso de los populares por el Ayuntamiento, un concierto, que, además generó un absoluto caos en el Recinto Ferial y el resto de la localidad debido a la enorme afluencia de público llegado de todas las zonas de la Comunidad de Madrid.

Así, desde primera hora de la tarde del domingo el Recinto Ferial fue tomado por los fans de Estopa, que llegaron, incluso, en autobuses para coger sitio en el concierto. Tanto es así que en el momento de apertura de puertas, la cola para entrar ya alcanzaba la calle Mármol de Parque de Cataluña, mientras los coches intentaban aparcar.

Pero fue tras el final de la sesión taurina cuando la cosa salió de madre, pues los torrejoneros, se encontraron con que no podían entrar al concierto ya que el Recinto de Conciertos estaba completamente lleno. Ante el cierre de puertas, no tuvieron el menor problema en tomar al asalto la Avda de la Luna, obligando a la Policía Local a cortar la circulación por la carretera que une la Plaza del Progreso con el polígono de Las Monjas, y que es una de las principales salidas de Torrejón hacia la M-45.

Ni que decir tiene que la decisión del Concejal de Seguridad provocaba un auténtico caos en toda la ciudad, colapsando de facto todas las entradas a Torrejón y generando atascos en todos los alrededores.

Pero los que peor lo pasaron fueron los propios vecinos de Fresnos, Parque de Cataluña y Barrio del Rosario, que vieron como los coches invadían, literalmente, sus aceras ante la imposibilidad de aparcar en otros sitios (precisamente Parque de Cataluña y Fresnos son dos de los barrios donde más se ha notado la nueva política de destrucción de aparcamientos públicos por parte del Ayuntamiento).

La situación no volvía a la normalidad hasta bien entrada la madrugada, pues, para sumarse al caos generalizado, Renfe no tuvo el menor problema en cerrar las puertas del Cercanías a las doce de la noche (técnicamente, ya jornada laborable), haciendo que muchos de los que habían llegado desde Madrid tuviesen que coger un búho totalmente desbordado.

El de Estopa, con un coste de 120.395 euros, es, con diferencia, el más caro de los conciertos contratados por el Gobierno del PP, si bien el precio es muy superior a los 80.000 que cobraron los Hermanos Muñoz en su anterior concierto gratuito en Madrid, en las Fiestas de Paracuellos del año 2012 (sobre el coste del concierto en Torrejón de 2010 no hay datos).

A continuación en el ranking de conciertos se sitúa el de Antonio Orozco, que costó la friolera de 78.650 euros (veinte mil más que el que ofreció en el mismo recinto hace dos años); 52.030 el de Pastora Soler; 39.040 el de Sweet California (que no consiguió llenar más de una cuarta parte del Recinto de Conciertos); y 33.830 cada uno los dos del sábado, DeMarco Flamenco y C. Tangana.

2 COMENTARIOS

  1. Lo que el ayuntamiento tiene que hacer es dejar de poner los conciertos gratuitos y ponerlos por un coste asequible y con asientos y así podremos disfrutarlos las personas que por algunos problemas físicos no podemos estar horas de pie y también tenemos derecho a disfrutar lo que nuestra población trae para ‘todos”.

Comments are closed.